Bonificaciones de las opciones binarias

Un bono es una cantidad de dinero que se abonará a su cuenta en determinadas circunstancias. Un bróker de opciones binarias puede ofrecer un bono de esa manera: Usted deposita $100 y recibirá un bono de $50. Esto hace posible que se disponga de 150 en efectivo para las operaciones. Ahora usted puede pensar que esto no puede ser verdad, porque usted obtiene el dinero gratis, pero eso sólo es la mitad de la historia. Los corredores no son tontos y establecen unas condiciones antes de que usted pueda cobrar el dinero del bono y hacer uso de él. Y hay algunas diferencias importantes entre los distintos corredores. $100 no es un bono de $100. El corredor A es posible que tenga un requisito de facturación de $5,000 mientras que el corredor B solo requiere $3,000. Esto significa que usted puede cobrar el dinero del bono más rápido con el corredor B.

Un corredor que está ofreciendo siempre promociones muy exclusivas de bonificación es Banc de Binary – también uno de los mejores corredores del mundo.

¡Haga clic aquí para obtener su bono exclusivo en el Banc de Binary!

Monto de los bonos

En primer lugar: el tamaño lo es todo. Por lo menos todo el mundo empieza por mirar allí. Pero este no es el único criterio que hay que considerar cuando se utiliza un bono de opciones binarias. Supongamos que usted recibirá un bono de $5,000. ¿Cree que es genial? ¡Bueno, entonces usted debe considerar sus necesidades de volumen de facturación! Para la mayoría de los comerciantes se trata de una cantidad de bonificación que nunca podrán cobrar en efectivo, aun inclusive negociando por años. Sólo la comparación de la cantidad del bono es como comparar manzanas y naranjas. Incluso si las condiciones para que el bono de $5,000 sean absolutamente justas, esto simplemente no tiene ningún sentido para la mayoría de los comerciantes. La mayoría de los comerciantes son más confiados y piensan que podrían obtener altas bonificaciones fácilmente. Depositan poco dinero y quieren que el bono sea lo más grande posible. Más tarde se enteran de que el importe de la bonificación es demasiado alto y no pueden cumplir con las condiciones de volumen de facturación necesarias.

Es por eso que es mejor tomar un enfoque más conservador: Mejor elija una cantidad de bonificación más pequeña con su primer depósito. Supongamos que hay una bonificación del 50% hasta $200. En este caso es mejor depositar una pequeña cantidad como $100 que le da un bono de $50 – no está mal tampoco. Entonces usted puede depositar otros $100. De esta manera usted negocia con $250 y sólo tiene un bono de $50. Esto hace que sea más fácil para que usted pueda cumplir los requisitos de volumen de facturación.

Condiciones de los bonos

Como ya se ha mencionado existen condiciones para cada oferta de bonificación. Ningún corredor regalará dinero en efectivo de forma gratuita. Cuando usted recibe un bono de $50 no podrá retirar el dinero de inmediato. Puede ser incluso posible que ni siquiera pueda negociar con el dinero de esta bonificación y deba esperar hasta que se alcance el volumen de negocios. Pero también hay corredores que acreditan el dinero del bono inmediatamente después de su depósito y le permiten operar con él.

No importa cómo se acredite el bono, usted tiene que considerar las condiciones de volumen de negocios antes de poder hacer un retiro. Estos pueden ser por ejemplo de 20 veces la cantidad del bono. Eso significa que cuando usted recibe un bono de $50 usted deberá generar una facturación de $1,000 antes de poder retirar el dinero del bono. Al comprar opciones por $1,000 usted cumple las condiciones del bono y puede comprar algo con él.

Siempre tenga en cuenta que hay tres criterios importantes que se deben considerar cuando se utiliza un bono de opciones binarias: monto de la bonificación, los requisitos de volumen de facturación y cuándo se acreditará el bono.

Bonos no financieros

Mientras que muchos corredores de opciones binarias ofrecen un bono como porcentaje del depósito inicial, como ya hemos visto, esto en realidad no puede beneficiar al operador en términos de ser capaz de usar o retirar el bono. El incentivo del 50% adicional de capital, sin embargo, es a menudo demasiado para muchos de resistir y es fácil ver por qué esta ha sido la forma más eficaz para los corredores de atraer a los comerciantes hacia sus plataformas. Más allá de estos incentivos financieros, algunos corredores pueden ofrecer bonos no financieros que, dadas las dificultades descritas anteriormente, puede ser aún más valiosos para los nuevos operadores que un simple crédito en efectivo. Los bonos incluyen material educativo esencial, como libros digitales comerciales y cursos de comercio en línea. El aspecto educativo de estos bonos puede ser mucho más beneficioso para los nuevos operadores que un bono financiero; ya que proporcionan una base para la negociación y el aprendizaje del análisis técnico y fundamental así cómo conocimientos sobre la operación de los mercados. La mayoría de los corredores ya tienen centros de educación bastante extensos para ayudar a los operadores sin experiencia a aprender cómo negociar y una introducción a aquellos nuevos en materia de opciones binarias. Los que van más allá y ofrecen acceso adicional para proporcionar más información sobre la negociación en profundidad a sus clientes son sin duda corredores que vale la pena considerar como una alternativa a los que proporcionan simples incentivos en efectivo.